Pre-Header

Necesidades médicas no cubiertas en trombocitopenia inmune primaria (PTI)

Los corticosteroides pueden aumentar la carga de la enfermedad para los pacientes

El tratamiento con corticosteroides no mantiene los beneficios en la mayoría de los pacientes1

85 % de los pacientes

pierden la respuesta con corticosteroides

A pesar de una respuesta inicial a corticosteroides, solo el 15 % de los pacientes mantienen una respuesta más allá de 6 a 12 meses después de la respuesta inicial1.

El uso de corticosteroides puede provocar rápidamente efectos adversos y complicaciones importantes que, con el tiempo, pueden superar los beneficios2,3

Glaucoma
Trastornos psicológicos
Trastornos óseos
Hipertensión
Malestar gastrointestinal y úlceras
Hiperglicemia
Miopatía
Ganancia de peso
  • Los corticosteroides son el tratamiento inicial estándar para los pacientes con PTI de reciente diagnóstico y deben ser utilizados por un tiempo limitado2,3.
    • Las guías ASH se posicionan en contra de los ciclos prolongados de prednisona (>6 semanas incluyendo el tratamiento y la disminución gradual) y a favor de un ciclo corto (≤6 semanas)2.
    • El ICR establece que, si se observa una respuesta (por ejemplo, plaquetas >50 x 109/L), se debería reducir la dosis de predniso(lo)na con el objetivo de discontinuarla en 6 semanas (máximo 8 semanas), incluso si el recuento de plaquetas disminuye durante la reducción de dosis3.

 

ASH: American Society of Hematology; ICR: International Consensus Report; PTI: trombocitopenia inmune primaria.

69 % de los pacientes

tratados con corticosteroides afirman que, si pudieran, evitarían los corticosteroides4

REVOLADE® tiene un perfil de seguridad demostrado a largo plazo en el tratamiento de la PTI5-7

REVISAR LOS DATOS

Necesidades médicas no cubiertas en trombocitopenia inmune primaria (PTI)

La esplenectomía es un procedimiento invasivo e irreversible que puede no proporcionar beneficio

19%

de los pacientes no responden3

20-30%

de los pacientes tendrán una recaída3

  • Los procedimientos invasivos, como la esplenectomía, requieren la hospitalización, anestesia general y un seguimiento regular durante toda la vida8,9.
    • Incluyendo recuento de plaquetas anual, vacunaciones repetidas y eventualmente antibióticos diarios9.
  • Las tasas de complicación de la esplenectomía pueden ser de hasta el 12,9 % con laparotomía y 9,6 % con laparoscopia, según una revisión sistemática de la literatura8.

Complicaciones de la esplenectomía8

Hemorragia
Hospitalización prolongada
Infección
Nuevos ingresos hospitalarios
Trombosis
Intervenciones adicionales
  • No existe una prueba ampliamente aceptada para predecir la respuesta a la esplenectomía8
  • Los análisis retrospectivos no han mostrado un impacto significativo de las características basales (incluyendo edad, sexo e intervalo desde el diagnóstico hasta la esplenectomía) en la respuesta a la esplenectomía. No obstante, la edad ≥60 años se ha asociado con tasas de recaída y complicaciones postoperatorias significativamente superiores3.
  • En el ICR de 2019 se recomienda la esplenectomía únicamente tras el fallo de los tratamientos farmacológicos y dependiendo de la edad y comorbilidades del paciente3.
    • Es recomendable esperar al menos de 12 a 24 meses desde el diagnóstico antes de realizar la esplenectomía debido a la posibilidad de remisión o estabilización del recuento de plaquetas a un nivel homeostático (recomendación de Grado C)3.

La esplenectomía pone a los pacientes en un mayor riesgo de tromboembolismo venoso (TEV) e infección

Incidencia de TEV en pacientes esplenectomizados y no-esplenectomizados
(p <0,0001, log-rank; mediana de seguimiento de 120 meses)10

Incidencia de TEV en pacientes esplenectomizados y no-esplenectomizados

La supervivencia libre de trombosis disminuye en los pacientes esplenectomizados11

Probabilidad de evento trómbolico ajustado a la edad y género11

La supervivencia libre de trombosis disminuye en los pacientes esplenectomizados

La esplenectomía aumenta el riesgo de infección9

SEPSIS

14x

riesgo relativo más alto de sepsis en el primer año

4x

riesgo relativo más alto de sepsis después del primer año

Posesplenectomía, en comparación a la población general9

El uso de la esplenectomía en PTI ha disminuido en los últimos 20 años10,12

Tasa de esplenectomía 1991-200910

Reducción de la tasa de esplenectomía 1991-2009

La esplenectomía se ha reducido desde la publicación del Consenso Internacional de 2010 sobre la PTI primaria12

  • Los potenciales motivos para la reducción de esplenectomía podrían incluir10:
    • La preferencia del médico y paciente por el tratamiento médico (más que quirúrgico).
    • Aumento de la conciencia de los potenciales riesgos asociados al procedimiento.

REVOLADE® ha demostrado proporcionar una respuesta sostenida en pacientes con PTI6

REVISAR LOS DATOS

¿Cuál es su valoración sobre el contenido de esta página?

Gracias por su valoración

1. McCrae K. Immune thrombocytopenia: no longer ‘idiopathic’. Cleve Clin J Med. 2011;78(6):358-73. 
2. Neunert C, et al. American Society of Hematology 2019 guidelines for immune thrombocytopenia. Blood Adv. 2019;3(23):3829-66.
3. Provan D, et al. Updated international consensus report on the investigation and management of primary immune thrombocytopenia. Blood Adv. 2019;3(22):3780-817.
4. Matzdorff AC, et al. Advances in ITP—therapy and quality of life—a patient survey. PLoS ONE. 2011;6(11):e27350. 
5. Ficha técnica de REVOLADE®. 
6. Wong RSM, et al. Safety and efficacy of long-term treatment of chronic/persistent ITP with eltrombopag: final results of the EXTEND study. Blood. 2017;130(3):2527-36. 
7. Saleh MN, et al; the EXTEND Study Group. Safety and efficacy of eltrombopag for treatment of chronic immune thrombocytopenia: results of the long-term, open-label EXTEND study. Blood. 2013;121(3):537-45. 
8. Provan D, et al. International consensus report on the investigation and management of primary immune thrombocytopenia. Blood. 2010;115(2):168-86. 
9. Ghanima W, et al. How I treat immune thrombocytopenia: the choice between splenectomy or a medical therapy as a second-line treatment. Blood. 2012;120(5):960-9.
10. Boyle S, et al. Splenectomy and the Incidence of Venous Thromboembolism and Sepsis in Patients With Immune Thrombocytopenia. Blood. 2013;121(23):4782-90. 
11. Ruggeri M, et al. Thrombotic risk in patients with primary immune thrombocytopenia is only mildly increased and explained by personal and treatment-related risk factors. J Thromb Haemost. 2014;12(8):1266‐73.
12. Provan D, Newland AC. Current management of primary immune thrombocytopenia. Adv Ther. 2015;32(10):875-87.